Una ventana abierta al cambiante mundo y el esfuerzo por tratar de ajustarse a esa realidad fugaz, a la que llamamos Vida

domingo, junio 22, 2008

El retorno


Ha sido una semana de Hanna Montana, sirenas humanas, Zoey 101 y otras tantas aventuras para muchachos de 7 años. Me explico. La nieta de mi mujer se pasó una semana con nosotros. Cuando no estábamos paseando, la niña se sentaba frente a los eternos canales infantiles: Disney y Nickelodeon a ver esos programas que tanto les divierten. Lo curioso era que yo regresaba temporalmente a una lejana infancia y me sentaba en la sala a disfrutar también de las inverosímiles aventuras de tres bellas muchachas que guardaban el secreto de ser nada menos que sirenas: creo se llamaba la serie "H2O". Un amigo científico buscaba la fórmula para que el agua de mar no las conviertiera en ese mitológico ser en medio de una calle transitaba por -cosa rara adolescentes- en todo el programa era raro ver a un adulto excepto el padre de una de las sirenitas. Por cierto unas actrices muy bellas. Reconozco que veía el show únicamente para admirar la belleza de las tres sirenitas. Son australianas, de unos 20 años.
Hoy domingo volvemos a la calma de lo habitual. Yo frente al ordenador garrabateando frases, mi esposa sentada en la mesa leyendo el periódico dominical con sus cientos de páginas de noticias y sobre todo anuncios. El Miami Herald anuncia despidos masivos. Ya le prensa escrita está en declive. Yo personalmente obtengo la información que necesito a través del cable (TV) o la Internet. Eso de estar leyendo dosis de un papel es cosa de un pasado lejano.
Hablaba de la calma dominical. Ese éxtasis preludio de una cercana semana de labor. Por ahora, dejadme disfrutar de esa rara brisa que siento a mis espaldas en mi belvedere del piso 22 y admirar un mar tranquilo y sosegado antes de que los chubascos y los truenos definitorios del junio subtropical entren como bólidos en mi habitat.
Es bueno estar de regreso.
Wesbri, esperando las tormentas de verano.

1 comentarios:

Anonymous Anónimo ha dicho...

la paz y la calma son necesarias

7:13 a. m.

 

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal