Una ventana abierta al cambiante mundo y el esfuerzo por tratar de ajustarse a esa realidad fugaz, a la que llamamos Vida

jueves, junio 12, 2008

Abismo generacional


El cantante catalán Dyango ha desatado un vendaval en el Caribe. Su participación en el Festival de Varadero, Cuba, en donde las entradas se venden a 100 dólares o más tienen furiosos a los seguidores de la línea dura en Miami. Lo irónico del problema está en que el "exilio cubano" sigue ofreciendo muestras de no ser ni homógeneo ni monolítico. Anoche en el programa de Oscar Haza (A Mano Limpia) el periodista presentó a dos damas artistas septagenarias con evidentes visos de cirugías estéticas y ridículas pelucas y a dos músicos jóvenes casi desconocidos.
La discusión demostró el abismo generacional que existe entre quienes en el 1959 sufrieron persecución, se levantaron en armas contra Fidel (y el bando opuesto los que se convirtieron en milicianos para defender a Fidel) y las recientes generaciones cubanas (nacidas en Cuba) las llamadas generación Y o para mí la generación Post-Mariel (1n 1980, 150000 cubanos abandonaron la isla en un puente marítimo).
Las viejas generaciones tuvieron un acontecimiento definitorio (el primero de enero del 1959 cuando Castro tomó el poder) y su dilema fue "Apoyar el nuevo régimen o combatirlo".
Las jóvenes generaciones se definen por el acontecimiento del cese del apoyo económico de la URSS y el denominado" período especial" y el dilema al que se enfrentan es "quedarme en la isla pasando necesidades o emigrar".
La generación post-Mariel opina que lo que pasa en Cuba no es responsabilidad de ellos y por tanto no les importa. Quieren o emigrar o reformas económicas, no cambios profundos, y les importa un bledo los discursos ideológicos tanto de la camarilla de los hermanos Castro como las descargas ideológicas del ala radical del exilio cubano. Muchos se autodefinen como apolíticos.
Eso marca el abismo entre las diversas generaciones de cubanos. Cuando las generaciones poseen lenguajes y objetivos diferentes es hora de que lo viejo de paso a lo nuevo. Esa es la ley de la historia.
Basta de inflexiones baratas por hoy. Mañana debo ir a lidiar con locos y depre. Para eso estudié y me pagan.
Desde un Miami lleno de pasiones,
Wesbri

1 comentarios:

Blogger herodes de la betica ha dicho...

Hola. Es la primera vez que te visito y te felicito por el blog. Con lo que me gusta Dyango, y ahora resulta que anda por aquellos lares, cuando en España, apenas se le escuha... que barbaridad!!
UN fuerte abrazo, amigo mío.

4:43 a. m.

 

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal